USO DE MASCARILLAS EN MENORES DE 6 AÑOS

Este escrito nace de la imposición de mascarillas obligatorias a niñas y niños menores de 6 años en diferentes espacios y circunstancias en la Comunidad Autónoma Vasca desde el comienzo de la pandemia hasta hoy día. Ha sido elaborado en colaboración con la abogada colegiada Irati Alkeizar ante la indignación de una familia que vivió tal experiencia.

Así, mediante este escrito, desde HaurrakEreBai nos gustaría ofrecer una herramienta para aquellas familias que quieran interponer reclamaciones y/o solicitar que estas medidas totalmente abusivas para con los niños y niñas menores de 6 años sean eliminadas.

Puedes adquirir el documento (PDF) pinchando la imagen.

Uso de mascarillas en menores de 6 años 

INTRODUCCIÓN: 

Este escrito nace de la imposición de mascarillas obligatorias a niñas y niños menores  de 6 años en diferentes espacios y circunstancias en la Comunidad Autónoma Vasca  desde el comienzo de la pandemia hasta hoy día. Ha sido elaborado con la ayuda de  la abogada colegiada Irati Alkeizar ante la indignación de una familia que vivió tal experiencia con  su hija de 5 años en un espacio cultural de su ciudad.  

Así, mediante este escrito, desde HaurrakEreBai nos gustaría ofrecer una herramienta  para aquellas familias que quieran interponer reclamaciones y/o solicitar que estas  medidas totalmente abusivas para con los niños y niñas menores de 6 años sean  eliminadas. 

NORMATIVA APLICABLE SOBRE EL USO DE MASCARILLAS: 

Por Orden SND/422/2020, de 19 de mayo, por la que se regulan las condiciones para el  uso obligatorio de mascarilla durante la situación de crisis sanitaria ocasionada por el  COVID-19, se reguló el uso de las mascarillas de manera obligatoria por parte de la  población (que entró en vigor el día siguiente 20 de mayo) a la vista de la evolución de  la crisis sanitaria por la alta transmisibilidad del SARS-CoV2. Los sujetos obligados al  uso de mascarillas en los espacios señalados en esta norma se limitaron a las personas  de seis años en adelante (art. 2 de la Orden). Aun así, la obligación no sería exigible en  los siguientes supuestos:  

  1. a) Personas que presenten algún tipo de dificultad respiratoria que pueda verse  agravada por el uso de mascarilla.  
  2. b) Personas en las que el uso de mascarilla resulte contraindicado por motivos de salud  debidamente justificados, o que por su situación de discapacidad o dependencia  presenten alteraciones de conducta que hagan inviable su utilización. 
  3. c) Desarrollo de actividades en las que, por la propia naturaleza de estas, resulte  incompatible el uso de la mascarilla.  
  4. d) Causa de fuerza mayor o situación de necesidad.  

Los espacios en los que la mascarilla sería de obligado cumplimiento se fijaron de la  siguiente manera: “El uso de mascarilla será obligatorio en la vía pública, en espacios al  aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público o que se encuentre abierto al 

público, siempre que no sea posible mantener una distancia de seguridad  interpersonal de al menos dos metros.” (art.3 de la citada Orden). 

La reciente Ley 2/2021, de 29 de marzo, de medidas urgentes de prevención,  contención y coordinación para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el  COVID-19 (BOE 30/2021) recoge una norma específica sobre el uso obligatorio de  mascarillas (art. 6, como una de las medidas de prevención e higiene contempladas en  la norma) que dice lo siguiente:  

“Artículo 6. Uso obligatorio de mascarillas. 

  1. Las personas de seis años en adelante quedan obligadas al uso de mascarillas en los  siguientes supuestos:  
  2. a) En la vía pública, en espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso  público o que se encuentre abierto al público.  
  3. b) En los medios de transporte aéreo, marítimo, en autobús, o por ferrocarril, así como  en los transportes públicos y privados complementarios de viajeros en vehículos de  hasta nueve plazas, incluido el conductor, si los ocupantes de los vehículos de turismo  no conviven en el mismo domicilio. En el caso de los pasajeros de buques y  embarcaciones, no será necesario el uso de mascarillas cuando se encuentren dentro  de su camarote.  
  4. La obligación contenida en el apartado anterior no será exigible para las personas  que presenten algún tipo de enfermedad o dificultad respiratoria que pueda verse  agravada por el uso de la mascarilla o que, por su situación de discapacidad o  dependencia, no dispongan de autonomía para quitarse la mascarilla, o bien presenten  alteraciones de conducta que hagan inviable su utilización. Tampoco será exigible en el  caso de ejercicio de deporte individual al aire libre, ni en los supuestos de fuerza  mayor o situación de necesidad o cuando, por la propia naturaleza de las actividades,  el uso de la mascarilla resulte incompatible, con arreglo a las indicaciones de las  autoridades sanitarias.” 

Es decir, que la Ley aprobada por las Cortes Generales este año 2021 mantiene la  obligatoriedad solamente para aquellas personas que tengan como mínimo 6 años,  siempre y cuando no concurra alguna circunstancia que imposibilite o dificulte un uso  adecuado de la mascarilla. No se ha recogido ninguna obligatoriedad (ni  recomendación) de uso en menores de esa edad.

RECOMENDACIONES INTERNACIONALES: 

La recomendación establecida por la Organización Mundial de la Salud en colaboración  con UNICEF se puede resumir de la siguiente manera:  

A las personas de 5 años o menos no se debe exigir que usen mascarilla. Esto se basa  en la seguridad o el interés del menor, así como en la capacidad de utilizar  correctamente una mascarilla sin ayuda ajena. La utilización en personas de entre 6 y  11 años podría establecerse, siempre y cuando la decisión se base en diferentes  factores, es decir, teniendo en cuenta diversas circunstancias concurrentes como la  propagación del virus en el área concreta, la capacidad del/la menor de utilizarla  correctamente, la posibilidad de supervisión adulta o el potencial impacto del uso de la  mascarilla en el aprendizaje y desarrollo psicosocial, para lo cual se puede consultar al  profesorado, progenitores u otros profesionales. En este caso también debe haber  supervisión adulta. Las personas de 12 años o más deberían llevar una mascarilla en las  mismas condiciones que las personas adultas. En cuanto a los y las menores de 5 años,  la OMS establece claramente que la única situación en la que podría valorarse el uso  de mascarilla en menores de 5 años (u otra medida preventiva) sería aquella en que el  o la menor está físicamente cerca de otra persona enferma o el o la menor está  enferma. En esas circunstancias, si el niño o la niña menor de 5 años utiliza una  mascarilla, una persona adulta debe supervisar directamente, con una visión directa,  para asegurar que se hace un uso seguro de la mascarilla. 

En cualquier caso, los y las menores de cualquier edad que padezcan discapacidad o  cualquier circunstancia especial de salud no deberían estar obligadas al uso de la  mascarilla, debiendo realizar una valoración caso por caso si fuera necesario.  

Fuente: https://www.who.int/news-room/q-a-detail/q-a-children-and-masks-related-to-covid 19 [acceso el 08/04/2021] 

LEY 10/2015 DE DICIEMBRE: 

Ley 10/2015, de 23 de diciembre, sobre espectáculos públicos y actividades recreativas  regula las condiciones de los espectáculos públicos y de las actividades recreativas que  se desarrollen en el territorio de la Comunidad Autónoma de Euskadi, así como de las  condiciones y requisitos que deben reunir los establecimientos públicos y espacios  abiertos donde aquellos se celebren o realicen, sean sus titulares u organizadores  entidades públicas o personas físicas o jurídicas privadas, tengan o no finalidad  lucrativa, se realicen en instalaciones fijas, portátiles o desmontables, así como de  modo habitual u ocasional. Las personas usuarias de estos establecimientos tienen  derecho a “ser admitido[s] en el establecimiento o al espacio abierto al público en las  mismas condiciones objetivas que todas las personas asistentes, dentro de las 

limitaciones que tenga establecidas la empresa en la reserva de admisión, siempre que  la capacidad de aforo lo permita y que no concurran ninguna de las causas de  exclusión por razones de seguridad o alteración del orden público” (art. 8.a) de la Ley).  Este derecho conlleva la obligación de la persona usuaria de cumplir con los requisitos  o normas de acceso y admisión establecidos con carácter general por el organizador,  “dentro de los límites marcados por la ley” (art. 9.a) de la Ley). También tienen  derecho a que les sean facilitadas las hojas de reclamaciones para hacer constar las  reclamaciones que consideren oportunas (art. 8.e) El art. 16.2 de la citada Ley recoge  que la persona organizadora del espectáculo o actividad recreativa debe disponer en  lugar visible al público y perfectamente legible una serie de información, entre los  cuales se encuentran las “condiciones de admisión, incluyendo las limitaciones de  entrada, en caso de existir” y “normas particulares o instrucciones para el normal  desarrollo del espectáculo o actividad, en caso de existir” (apartados f) y g)  respectivamente del art. 16.2). El derecho de reserva de admisión de las personas  titulares de los establecimiento o las personas organizadoras está condicionada según  se indica en la norma, se han de cumplir unos requisitos específicos, como figurar en  un letrero que existen condiciones de admisión, de manera legible y fácil de entender.  Se considera infracción muy grave ejercer el derecho de admisión de forma arbitraria,  discriminatoria y abusiva, pudiendo establecerse las sanciones correspondientes por  dicha infracción. 

DECRETO 17/2019, DE 5 DE FEBRERO: 

El Decreto 17/2019 desarrolla la Ley 10/2015 indicada anteriormente. 

Esta norma específica que el personal de servicio de admisión (personal específico)  debe disponer de habilitación específica para el ejercicio de tales funciones expedida  por la Dirección del Gobierno Vasco competente en materia de espectáculos, excepto  en el supuesto a que se refiere el párrafo 2 del artículo 61 (art. 63) y es el Gobierno  Vasco quien llevará el registro de las personas que hayan obtenido tal habilitación. 

DERECHO DE ADMISIÓN: 

El derecho de admisión no es ilimitado y su ejercicio debe respetar unos mínimos para  que pueda enmarcarse en la ley. No puede ser ejercido de forma arbitraria o abusiva ni  atentar contra los derechos constitucionales u otras leyes de garantía de derechos  fundamentales. No puede basarse en criterios discriminatorios (dado que ello  atentaría al principio de no discriminación recogido en el art. 14 de la Constitución). En  nuestro caso, deben respetarse las condiciones establecidas en la normativa  autonómica de aplicación.

CONCLUSIONES: 

La extralimitación en el uso del derecho de admisión puede dar lugar a una  responsabilidad del establecimiento o la persona organizadora del evento. Para ello, la  normativa autonómica recoge específicamente qué hechos constituyen infracciones.  Ejercer el derecho de admisión de forma arbitraria, discriminatoria y abusiva  constituye una infracción muy grave y puede ser sancionada según se recoge en la Ley  10/2015. En nuestro caso, hay que valorar si el uso de mascarillas en menores de 6  años se puede imponer a través de protocolos de centros culturales. Debemos  recordar que la reciente Ley 2/2021 sobre medidas para hacer frente a la COVID19  establece tal obligatoriedad única y exclusivamente a partir de 6 años de edad.  Debemos, pues, entender, que las autoridades sanitarias y resto de organismos  competentes en la elaboración de las normas para la prevención del virus han  considerado, bajo criterios objetivos y profesionales, la exclusión de las personas  menores de 6 años del uso de las mascarillas. En este caso, los derechos a la salud y a  la integridad física, así como el derecho al libre desarrollo de la personalidad de estos  niños y niñas (incluso bebés) deberán garantizarse en todo caso.